Ecco Verde España

¿Qué ayuda en casos de dermatitis atópica?

jueves, 22 octubre 2015

¿Qué ayuda en casos de dermatitis atópica?

Las personas que sufren de dermatitis atópica, sufren de forma literal. Picor muy intenso, piel seca y la carga del estrés psicológico que pueden padecer las personas afectadas. Seguir un tratamiento apropiado es lo más importante, y cuando se da con el correcto, la piel deja de causar molestias.

La dermatitis atópica es una enfermedad crónica de la piel, no contagiosa que se presenta en brotes. Por desgracia, no se puede curar, pero es tratable. Esta enfermedad requiere mucha iniciativa propia. El cuidado constante de la piel y evitar cualquier cosa que la irrite innecesariamente, ya son un buen comienzo. Además, debe evitarse el estrés psicológico o tratarlo rápidamente, ya que este ejerce una gran influencia sobre el estado de la piel.

En la dermatitis atópica la barrera natural de la piel está muy dañada. No se tienen las grasas esenciales de la piel, por lo que esta se ve incapacitada para almacenar líquidos. La piel pierde la capacidad de prevenir la penetración de virus, hongos y sustancias químicas.

El tratamiento requiere un cuidado suave, sin exponer innecesariamentede la piel a sustancias irritantes o nocivas. Se debe de considerar los siguientes puntos a la hora de elegir los productos adecuados:

  • Son mejores los productos sin fragancias sintéticas, colorantes ni conservantes porque tienen un potencial alergénico inferior.

  • Lo mismo ocurre con los parabenos y los aceites minerales. Las sustancias de este tipo deben evitarse a toda costa para no irritar innecesariamente la piel.

  • Las palabras "dermatológicamente testado" garantizan una buena compatibilidad con la piel.

  • Menos es más: mejor usar menos productos, pero que sean los correctos.

  • La higiene es importante. Los productos cosméticos deberán guardarse inmediatamente después de su uso y deben aplicarse siempre con las manos limpias.

  • No sólo los artículos de higiene personal juegan un papel importante. La selección de jabones, geles y champús debe tenerse en cuenta con la intención de evitar productos agresivos.

  • Lo mismo se aplica al lavado de la ropa. Debe ser libre de fragancias y apto para pieles sensibles.

  • Por último, escoger ropa y tejidos apropiados son también de vital importancia.

Consejo: Dependiendo del tiempo atmosférico, se aconseja utilizar diferentes productos de aseo. En climas cálidos, se recomienda un producto con alto contenido de agua. Esta se absorbe rápidamente y enfría la piel al mismo tiempo. En climas fríos, tal vez en combinación con aire seco, la piel necesita un cuidado con un mayor contenido de grasa. Estas cremas ayudan a mantener el equilibrio de grasa y agua de la piel.

“Everything you can imagine, nature has already created.”

Albert Einstein