¿Cuidar la Piel con Productos de pH Neutro?

lunes, 13 julio 2015

¿Cuidar la Piel con Productos de pH Neutro?

Recibimos a menudo consultas acerca de la diferencia entre los productos de cosmética con pH neutro, ácido o alcalino, preguntas acerca si es mejor usar un tipo de productos u otros o si hay una diferencia según el tipo de piel. Dar respuesta a esta pregunta no es tan fácil, no sólo hay que tener en cuenta dos tipos distintos de productos sino también dos puntos de vista distintos.

Para tratar estas cuestiones fundamentales vamos a comparar los distintos puntos de vista*:

La medicina convencional aboga por un cuidado de la piel de pH neutro ya que no afecta a la capa ácida protectora de la piel, que es una película delgada formada por grasa, sudor y queratinocitos. El pH neutro se encarga de que la piel se mantenga sana. En cambio la medicina alternativa recomienda los productos alcalinos porque no considera que la piel tenga un manto ácido. Estos son los diferentes puntos de vista existentes.

Cuidado de la piel con pH neutro

La piel tiene un pH ligeramente ácido. Este descubrimiento tuvo ya lugar hace más de un siglo. El pH de la piel sana tiene un valor promedio de 5,5 (el agua tiene un pH neutro de 7) Dependiendo de la edad, el sexo, el área de la piel, etc., la cifra es distinta. Al entorno creado se le llama manto ácido.

El término pH neutro en el cuidado de la piel no hace referencia al agua, en cuanto a no ser ni ácida ni alcalina sino a la neutralidad de la piel. Por lo tanto los productos se adaptan al valor de pH de la piel y son ligeramente ácidos.

La filosofía que hay detrás de estos productos es cambiar lo mínimo posible la acidez de la piel durante el lavado para que su función protectora se mantenga.

Un jabón normal tiene un pH de 9, cuanto más alta sea esta cifra más resecará la piel. En el pasado se creía que el manto ácido de la piel se restauraba en una hora aproximadamente. En la actualidad hay estudios que demuestran que la piel tarda mucho más en regenerarse, por lo que es sensible durante mucho más tiempo.

Los productos corporales alcalinos parten de la falsa premisa de que los ácidos son perjudiciales para el organismo. Sin embargo el cuerpo es capaz de neutralizar los desequilibrios, esto ocurre a diario con una dieta normal.

Los ácidos se excretan también a través de la piel, esta función es también importante para mantener el manto ácido e inhibir la reproducción de hongos y bacterias.

Querer neutralizar los ácidos con los alcalinos en general no es buena idea, ya que hay zonas del cuerpo que necesitan la acidez, por lo que se pueden dañar algunas funciones más que beneficiarlas.

Cuidados básicos de la piel

Hasta los años setenta existieron únicamente los productos alcalinos para el cuidado de la piel. Por este motivo hay décadas de experiencia en la limpieza y protección de la piel con este tipo de productos. En la actualidad las reacciones alérgicas y la piel dañada por el uso de productos con pH neutro están aumentando. La piel dañada sufre el ataque de hongos y bacterias, de manera que el lema en cuidado corporal ha de ser sin duda: Cuidado alcalino en lugar de carga ácida.

Un pH ligeramente alcalino de 7,4 no reseca la piel y es ideal para el cuidado corporal diario.

Los productos con pH neutro destruyen la función de regulación natural de la piel. El llamado manto ácido no existe y es una invención de la industria cosmética para fines publicitarios. La piel tiene más bien un pH bajo porque el cuerpo, al estar cargado de ácido no es capaz de excretarlo y usa la piel para ello. Por este motivo usar productos ácidos no es bueno.

Si se utilizan productos alcalinos, hay una reacción con los ácidos y se neutralizan. De este modo se estimula la liberación de los ácidos y productos de desecho. Si se toma un baño de una hora en un ambiente con pH de 8,5 el agua absorberá los ácidos emitidos por el cuerpo.

Si se utilizan productos con pH neutro se pierde la grasa natural de la piel. De esta manera las glándulas sebáceas alteran su función natural. Los productos cosméticos alcalinos sin embargo estimulan el funcionamiento de estas glándulas.

* Es en este artículo se lleva a cabo una comparación neutral de distintas perspectivas y puntos de vista, por este motivo hay declaraciones contradictorias. Se ha escrito conscientemente de este modo para aportar las distintas informaciones. De este modo no se recomienda ningún tipo de producto y se deja libertad al consumidor para elegir el tipo de producto que más se ajuste a sus necesidades.

“Everything you can imagine, nature has already created.”

Albert Einstein